Blog / ¿Cómo limpiar tus alfombras antes de guardarlas?
30 marzo, 2016
¿Cómo limpiar tus alfombras antes de guardarlas?

  El buen tiempo y el calor ya están llegando y cada día estamos más cerca del veranito. Por eso, es el momento de decidir qué hacer con las alfombras: dejarlas puestas o bien retirarlas y guardarlas hasta que vuelva a refrescar. Pero antes de hacerlo debemos limpiarlas bien para tenerlas a punto la próxima temporada. […]

Cleaning carpet with vacuum cleaner in living room 

El buen tiempo y el calor ya están llegando y cada día estamos más cerca del veranito. Por eso, es el momento de decidir qué hacer con las alfombras: dejarlas puestas o bien retirarlas y guardarlas hasta que vuelva a refrescar. Pero antes de hacerlo debemos limpiarlas bien para tenerlas a punto la próxima temporada. Pero… ¿Cómo limpiarlas? Aunque es recomendable siempre seguir las instrucciones del fabricante, os facilitamos algunos consejos caseros para que cuando las vayas a poner de nuevo estén en perfectas condiciones:

• Aunque hagamos una limpieza regular de nuestras alfombras durante todo el invierno y parezca que está perfectamente limpia, el uso diario hace que, a la hora de guardarlas, necesiten una limpieza mucho más a fondo. Esta limpieza podemos hacerla nosotros en casa, pero lo realmente recomendable es que la llevemos a un sitio especializado para que queden en perfectas condiciones. Pero si lo hacemos nosotros debemos:

• Aspirar y retirar todo el polvo acumulado. Si no se dispone de aspiradora, utilizar un cepillo de escoba con cerdas muy suaves. Tras barrer, puedes sacudir la alfombra para un mejor resultado.

• Si dispones de lo necesario para limpiezas al vapor, usar vinagre blanco y agua.

• Limpiar las manchas mezclando agua con amoniaco y vinagre. El agua templada facilitará el trabajo.

• Para manchas de grasa, limpiar con detergente líquido disuelto en agua y para las de comida, utilizar un paño con vinagre.

• Para reavivar los colores, espolvorear la alfombra con sal fina, dejar actuar varias horas y aspirar. La sal absorberá la humedad y las manchas.

• Para manchas recientes, aun húmedas, puede utilizar agua oxigenada. En algún caso se ha recomendado para las manchas de vino tinto. Pero primero deberás retirar el exceso de líquido con papel de cocina.

• Una vez limpia, guarda la alfombra enrollada. Es la manera en que menos espacio ocupa y evitaremos arrugas y estiramientos que luego pueden dejar marcas en la alfombra.

• Allí donde las guardemos, poner bolas de naftalina, especialmente si nuestra alfombra es de fibra natural, seda, lana, etc. En caso de que sean acrílicas, también es conveniente ponerlas ya que la base de la alfombra suele ser de yute y sí que puede ser atacada por los insectos.

• Guardar las alfombras en un lugar seco y limpio.

• Envolverlas con una sábana vieja para que no coja polvo.

• En caso que haya un poco de humedad en el lugar donde las guardemos, usar bolas desecantes para evitar que esta humedad llegue a nuestra alfombra y la estropeé.

Articulos relacionados

Blog Trucos - 30 marzo, 2016
  Pese a la aparición de nuevos materiales, mucho más prácticos y duraderos, aún son muchas las personas que...
Blog Hogar confortable - 30 marzo, 2016
  El baño es una de las estancias de nuestro hogar que por el uso frecuente que hacemos de...
Blog Hogar confortable - 3 febrero, 2016
Estamos acostumbrados a ver en la televisión y en las revistas cocinas preciosas y enormes, en las que todo...