Blog / Mantener limpia la porcelana
30 marzo, 2016
Mantener limpia la porcelana

  Pese a la aparición de nuevos materiales, mucho más prácticos y duraderos, aún son muchas las personas que consideran que la porcelana no tiene comparación en cuanto a belleza y elegancia. Sobre todo, cuando estamos pensando en esa vajilla especial con la que engalanar nuestras mesas en días especiales. Limpiar cualquier pieza de porcelana no […]

Empty dish with knife and fork on old wooden background, Top view 

Pese a la aparición de nuevos materiales, mucho más prácticos y duraderos, aún son muchas las personas que consideran que la porcelana no tiene comparación en cuanto a belleza y elegancia. Sobre todo, cuando estamos pensando en esa vajilla especial con la que engalanar nuestras mesas en días especiales.

Limpiar cualquier pieza de porcelana no tiene porqué implicar mayores problemas que asegurarnos de usar agua tibia, en lugar de caliente, y un detergente neutro. Se puede hacer de forma manual o usar el lavavajillas automático, siempre que observemos estas dos precauciones.

Cuando la porcelana se afea

Sin embargo, con el paso del tiempo pueden aparecer dos problemas que afeen nuestra vajilla de porcelana. Uno es que pierda su color blanco y empiece a amarillear. El otro, que determinado tipo de manchas no desaparezcan tras un lavado normal. En ambos casos existen soluciones muy sencillas y completamente eficaces.

Para blanquear la porcelana podemos valernos de dos productos tan comunes como la lejía o el cloro. Se trata de poner las piezas en un barreño, rociarlas con cualquiera de estas dos sustancias y llenar el contenedor con agua fría. Se deja reposar una hora mínimo o el tiempo que sea necesario para que recupere su color. Luego, solo hay que aclarar y secar con un trapo suave. El mismo sistema vale para eliminar manchas resistentes, en este caso sustituyendo el cloro o la lejía por bicarbonato.

Un último problema, característico de la porcelana, es la aparición de grietas. Para este supuesto, lo mejor es hervir leche y, una vez que llega a ebullición, apagar e introducir las piezas durante al menos 15 minutos. Después aclarar y secar. Descubriréis qué fantásticos resultados da.

Articulos relacionados

Blog Hogar confortable - 30 marzo, 2016
Los productos de limpieza siempre requieren de unas pautas de seguridad y precaución más específicas que otro tipo de...
Limpieza Microondas
Blog Hogar confortable - 3 febrero, 2016
El microondas es un electrodoméstico utilizado en el día a día, por lo que sufre un desgaste y se...
Blog Trucos - 30 marzo, 2016
El almacenamiento de los productos de limpieza es algo que no debe pasarse por alto. No sólo por nuestra...